Las legitimaciones de firmas forman parte del trabajo habitual de un notario.

¿Para qué sirve una legitimación notarial de firma?

Para acreditar el hecho de que una firma ha sido puesta en presencia del notario, o el juicio de éste sobre su pertenencia a persona determinada.

El notario no asume responsabilidad alguna por el contenido del documento cuyas firmas legitime, especialmente por dicha elaboración, por ejemplo, en los acuerdos de sociedades, sin embargo, al efecto de comprobar que no contiene nada contrario a las leyes, tendrá derecho a enterarse de él y a negarse a dar el testimonio solicitado si los interesados no le consienten su lectura.

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted